Avisar de contenido inadecuado

Viajar con bebés

{
}

 TAGS:Por fin han llegado las esperadas primeras vacaciones con tu bebé, es todo un acontecimiento pero también pone a prueba tu paciencia, tu capacidad de organización e, incluso, tu imaginación. Viajar con bebés o niños pequeños no es fácil y la clave es estar preparados para cualquier imprevisto.

Lo primero que debemos tener en cuenta es elegir un destino adecuado. No todos los lugares son igual de recomendables. Si es la primera vez que viajas con tu bebé no planees un viaje ni una estancia muy largos. Sería perfecto ir a algún sitio que ya conozcas. Intenta evitar las temperaturas extremas y busca lugares tranquilos si tu bebé es pequeño.

Asegúrate de que hay un buen servicio médico y lleva la documentación necesaria por si hay un problema de salud. Ten en cuenta que, en verano, son frecuentes las diarreas y otras infecciones gástricas así como las relacionadas con los cambios de temperatura. Siempre que viajes busca, antes de salir, el hospital más cercano (si puedes incluso pon la dirección en la memoria del GPS). Ojalá no tengas que usarlo pero, en caso contrario, te pondrás menos nerviosa y podrás estar 100% al lado de tu hijo.

Haz una lista de cosas que no debes olvidar e incluye en ella el termómetro, algo de abrigo (o de calor si tu destino suele ser frío) y el muñeco de dormir de tu pequeño. Tienes que pensar en cosas que te resultará difícil (o caro) comprar en tu lugar de destino. Repásala antes de salir y llévatela para el viaje de vuelta.

No lleves demasiada ropa, no te conviene ir cargada de cosas que seguramente no le pondrás. Observa que es lo que más lleva últimamente y, como no lo vas a poder evitar, alguna prenda para que esté guapísimo en una ocasión especial. Elige para el viaje algo cómodo y fresco, que transpire y no le apriete.

Ten mucho cuidado con la alimentación de tu bebé. Lleva todo lo necesario para conservar los alimentos en buen estado y extrema las medidas de higiene. Ofrécele agua (si sólo toma leche no será necesario). Además puedes llevar un spray o vaporizador de agua para refrescar a tu hijo y un abanico.

Ármate de paciencia y piensa que igual las cosas no salen como esperabas pero, sobre todo, disfruta de la experiencia y haz fotos para recordar estos días cuando ya hayan pasado.

{
}

Deja tu comentario Viajar con bebés

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre